YOUR ADS HERE

See the Advertising Section. Only for companies and events focused on biorefining, bioeconomy and related sectors.

Consulta la Sección de Publicidad. Sólo para empresas y eventos centrados en el biorrefino, la bioeconomía y sectores relacionados.

jueves, 26 de enero de 2017

St1 y Ubon Bio Ethanol lanzan un proyecto piloto para producir etanol a partir de residuos de yuca en Tailandia



St1 sigue dando pasos al frente. El año pasado, el blog informaba de sus planes para construir nuevas plantas de etanol celulósico en Europa (véase “St1 proyecta construir una nueva planta de etanol Cellunolix® en Noruega” y “St1 anuncia planes para un nuevo proyecto de etanol celulósico en Pietarsaari y la expansión de la planta de Kaajani”). Y ahora, sale de las fronteras del continente europeo hacia Asia de la mano de Ubon Bio Ethanol, el mayor productor de etanol a partir de yuca de Tailandia. El 24 de enero, ambas empresas firmaban un Memorándum de Acuerdo para lanzar un proyecto a escala piloto para producir bioetanol a partir de residuos del procesado de yuca (ver nota de prensa).

Figura 1. Equipo de St1 y Ubon Bio Ethanol tras la firma del Memorándum (extraído de la página web de Ubon Bio Ethanol)

St1 ha realizado estudios de diferentes tipos de residuos de la industria alimentaria para producir bioetanol en sus laboratorios de I+D y descubrió que el residuo de la producción de almidón de yuca en Tailandia es uno de los mejores materias primas para su tecnología Etanolix®. Las plantas Etanolix® refinan residuos ricos en almidón y azúcar para obtener bioetanol al 99.8%. El residuo de yuca es una materia prima compleja debido a su consistencia fibrosa que dificulta la extracción del almidón. Sin embargo, la experiencia de St1 en la producción de etanol a partir de serrín, le ayudó a abordar los desafíos que implica el procesado de materiales fibrosos.

Ubon Bio Ethanol Company Limited tiene una planta de almidón y etanol en Ubon Ratchathani (Tailandia). Esta disposición tan práctica facilitará la gestión del proyecto y simplificará la logística de la producción a gran escala. Más aún, permitirá asegurar un comienzo progresivo de la producción y estudiar el efecto de las condiciones locales y de los cambios estacionales en la escala y el diseño de la planta de etanol. Los ingenieros de diseño están trabajando actualmente en el equipamiento de la planta piloto y se espera arrancar la instalación este año.

La cantidad de residuo de yuca generado en las plantas más grandes de producción de almidón posibilitaría la construcción de unidades con una producción de 10-30 millones de litros de etanol al año. Producir etanol a partir de residuo de yuca servirá para mejorar el margen económico de los productores de almidón y solucionar el problema ambiental relacionado con este subproducto. Patrick Pitkänen (Director de Desarrollo de Negocios y Ventas en St1) ha dicho: “Nuestro objetivo es construir hasta 20 plantas Etanolix® en Tailandia, con una capacidad de producción combinada de 400 millones de litros de etanol al año”. De acuerdo con la nota de prensa, Tailandia usa hasta 3 millones de litros de etanol al día como combustible de transporte y el Gobierno planea elevar el consumo hasta 11,3 millones de litros al día en el 2036.

No hay comentarios :

Publicar un comentario